La comprensión y el amor son uno


“La comprensión y el amor son uno. Sin comprensión no puede haber amor. La personalidad de cada hombre está constituida por condiciones físicas, emocionales y sociales. Con la comprensión no se puede odiar a nadie, ni siquiera a las personas que consideramos crueles, pero sí se les puede ayudar a transformar esas condiciones físicas, emocionales y sociales. La comprensión da origen a la verdadera compasión y al verdadero amor, y éstas, a su vez, engendran la acción correcta, la acción consciente. Para amar, es necesario comprender primero. Por lo tanto, la comprensión es la llave de la liberación, y para alcanzar una clara comprensión es necesario vivir con “plena atención”, conectando directamente con la vida en el “momento presente”, viendo realmente lo que ocurre dentro y fuera de uno mismo. La práctica de la atención plena fortalece la capacidad de “comprender”, de mirar profundamente, y cuando miramos de esta manera profundamente en el corazón de las cosas, éstas se revelan por sí mismas. HE AQUÍ EL TESORO SECRETO DE LA ATENCIÓN PLENA: CONDUCE AL LOGRO DE LA LIBERACIÓN Y DE LA ILUMINACIÓN.”

- Thich Nhat Hanh

Centro Almapsy